Nuevas rutinas

El tiempo de escribir se acorta, la inspiración también, es cuestión de tiempo tener una cierta rutina.

Las restricciones del fin de semana tampoco ayudan demasiado a recorrer territorio. Soy una persona que conozco bien donde vivo, pero se que hay muchísima gente que ha necesitado este tipo de confinamiento para descubrir y sorprenderse con el propio entorno.

Conozco bastante bien estas montañas y su multitud de senderos

Valorar lo que tienes más próximo para mi es fundamental, tengo la suerte de vivir donde quiero, no soy un árbol que tenga raíces, así que me he movido hasta que encontrado mi hogar. Me siento bien donde vivo, además ahora trabajo en el mismo pueblo, así que aún mucho mejor…

Es bueno imaginar otro campo base para instalarse. En particular esta pequeña vivienda humilde en medio del bosque me encanta…

Encontrar el equilibrio, establecerse una rutina metódica, después ya vendrán los contratiempos y sorpresas.

Asumir que las cosas no siempre salen perfectas, pero hay ciertos días que se roza esta misma, para compensar otros días que acabas desesperado pensando que hiciste para merecer todo lo que toco.

Conocer nuevas personas, que en seguida reconocen tus virtudes, ese monstruo social con ganas de conectar con las personas. La nobleza que compensa a veces cierta torpeza y ratos en que te quedas atascado y no pides ayuda. Ganar confianza de las personas te ayuda a tener una mayor confianza y seguridad.

Crear ese nuevo entorno controlado, dónde vuelves a sentir seguridad y te ayuda a no generar pensamientos improductivos que te torturan.

Todo vuelve a fluir…

El día del padre

Porque ser un buen padre no es nada fácil. La primera vez que tienes a tu bebé en brazos ya sabes que tú vida ha cambiado.

Es increíble el instinto rápidamente te hace hacer cosas que no sabias que podías hacer.

Es todo muy intenso, yo por suerte he podido disfrutar y sufrir la paternidad.
Dos niños que me acompañan siempre, yo soy su referente, aunque no sea nadie especial, para ellos soy como un superhéroe.

A veces piensas que no te recompensan el esfuerzo, pero en cualquier momento con un abrazo o gesto cariñoso ya se te olvida.

Quieres lo mejor para ellos, te preocupas de que todo lo lleven bien, te sorprendes de lo que son capaces de hacer.

Satisfacción y responsabilidad
Y todos somos hijos, es un placer compartir momentos con los que mejor te conocen

Los vínculos familiares no se tienen que perder, la circunstancias cambian pero hay que intentar mantenerlos. Parte de lo que eres es de tu infancia cuando adquieres hábitos y maneras de ver la vida en familia además del exterior. Durante la infancia es tu mayor referencia, no hay ningún problema en reconocerlo, tu padre está hay para decirte que te equivocaste de camino, puede que no le hagas caso, pero al final le darás la razón. Ya lo dicen que más sabe el diablo por viejo que por Diablo.

La experiencia es un grado, pero cada uno tiene su propio modo de vida, el mundo en constante evolución, hace que cada generación tenga ciertas diferencias con la anterior, pero con el tiempo tampoco sera tan diferente. El escenario cambia pero la historia se repite.

En una buena familia hay un núcleo de confianza y seguridad que jamás te dará el mundo exterior. Códigos éticos que solo sus miembros conocen.
Tradiciones, miedos que se ocultan, secretos familiares. Te ayudan cuando nadie te puede ayudar y te vuelven a dar una oportunidad aunque no siempre la mereces.

Para mi eso es ser padre y tener una familia, es el máximo nivel de socialización humano. Sus propias normas y costumbres, es tu primer equipo y el más fiel de todos.

Compartes sueños e ilusiones
Todos somos una familia
Añorada libertad…

Días extraños

Hoy tenia la intención de hacer una entrada con ideas para pasar lo mejor posible en casa estos próximos días, pero es una situación tan extraña que no me siento capacitado de recomendar nada.

Yo hoy salí a correr, para mi es imprescindible. Me gusta estar en casa, pero necesito el contacto con la naturaleza. Tengo la suerte de vivir en Centelles y la verdad en un circuito de casi 13 kilómetros no me cruce ni con 10 personas. Vacas, pájaros, perros, gatos, caballos superaron con creces a los humanos

Estos campos van un poco avanzados este año. El Amarillo dominará en unos días

El confinamiento de poco me sirve si mi mujer va a trabajar en un supermercado, ahora mismo es una locura como esta comprando la gente.
Soy un poco incrédulo con las informaciones públicas, creo que el Coronavirus está bastante más extendido de las cifras oficiales. De sobras se sabe que no a todo el mundo les hacen pruebas, porque no son rápidas.

Hay fuentes que apuntan que el 80% lo pasaremos, así que ya se pueden hacer números.

Son días de confusión, que a mi no me gustan nada, por carácter esta incertidumbre me hace huir. No me gustan los problemas, casi siempre tomo distancia para saber esquivarlos antes que enfrentarme directamente.

Leyendo redes sociales y opiniones públicas me duelen muchas críticas que se hacen.
Gente de Madrid y también de Barcelona que se ha marchado a su Segunda residencia, reciben críticas de algo que nadie les ha prohibido. En todas la películas de catástrofes la gente huye de las ciudades, no justifico nada simplemente empatizo con su situación. Ahora no los quieren en sus lugares vacacionales, pero si su dinero y que este verano se pasen el mes de Agosto allí.
La famosa solidaridad Territorial me parece que en este caso se ha demostrado que no es real, nadie quiere a la gente que viene de lugares infectados. Cierren Madrid, Catalunya… Luego somos el mismo país, pero nadie quiere la peste.

El miedo saca lo peor del ser humano, viendo imágenes del supermercado aún hay gente que criticará la gente que huye de una guerra o de la pobreza.

Esta claro que todo es susceptible de críticas. Lo que parecía imposible hace un mes, está aquí. La serie apocalíptica es real, con un futuro incierto, encima quizás todo planeado.

En 2020 el mundo tenía que cambiar y lo va hacer, es una casualidad…

Cada uno que creo lo quiera, pero las dudas son evidentes y creo que esta situación no se va olvidar fácilmente, porque hay que tener muchos años para recordar algo similar.

El trabajo desde casa crecerá, se volverá a fabricar fuera de China, la globalización es el enemigo. Reducción de emisiones tan ansiada, disminución de la población, más control, más manipulación, nuevos fondos para ayudas que sabemos que por el camino muchos euros se perderán.

No me falto el saludo de mis cachorros 😊

Bueno una entrada un poco ácida y crítica, espero no crear demasiada polémica, no es mi intención pero necesito expresar mis opiniones.
Mucha paciencia a todo el mundo que no hay mal que cien años dure.