El equilibrio natural

Si en lugar hay sequía es porque en otro está lloviendo en exceso. Con la temperatura pasa lo mismo, la atmósfera se compensa, porque toda acción genera una respuesta. El equilibrio natural que todos conocemos es el que hace que podamos creer que el clima es estable, que hay unos patrones que se cumplen regularmente. Esa regularidad en realidad jamás existió, la vida está llena de malas cosechas y penurias, naufragios, inundaciones, incendios. No hemos inventado nada, terremotos, erupciones que nos hacen dar cuenta que la tierra sigue viva y que podemos vivir porque hay un cierto equilibrio en su actividad.

El astro rey también tiene sus ciclos, ahora mismo hay muy poca actividad solar, es lo que se conoce como el mínimo solar. Ciclos de 11 años que en el pasado coincidieron varios seguidos de poca actividad solar y que unidos a importantes erupciones, generaron una pequeña edad de hielo, especialmente en Europa con un famoso 1816 conocido como el año sin verano. Malas cosechas con sus respectivas hambrunas y revueltas sociales.

Ahora según los expertos esto solo serviría para mitigar un poco los efectos del cambio climático, incluso según muchos la tierra seguiría calentándose. Así la polémica esta servida, veremos dichos efectos en los próximos años, los datos y el tiempo dan las respuestas, los modelos solo simulan, pero no pueden tener las variables exactas.

Aparentemente perfecto, pero este paisaje es puramente glaciar, el hielo creo estas formas, estas cubetas que son lagos preciosos, esos valles en forma de V, es fruto de años sepultados bajo el hielo.

Pero no es solo la naturaleza que crea un equilibrio dentro del desorden de la vida, las propias personas también lo vivimos. Días que todo sale genial, no valoras todo lo bueno que tienes, porque todo va sobre ruedas. Más tarde o más temprano un socavón en el camino te hace valorar lo que tienes y mostrarte tu frágil equilibrio.

Busca tu refugio que te mantenga en equilibrio entre los sobresaltos de esta vida llena de ciclos en la que también buscamos una regularidad haciendo balance de los acontecimientos para tener un equilibrio y cierta sensación de control.

Todos formamos esa falsa regularidad en medio del caos que es el que realmente genera la vida. El desequilibrio se convierte en equilibrio, porque por lado se compensa al otro y se genera movimiento, energía con este.

Para mejorar ha sido necesario ser peor, la distancia te hace tener mejor perspectiva, pero hay que darse la vuelta, quizás algún paso hacia atrás para valorar todo el camino recorrido.

Entender los ciclos para tener un cierto equilibrio y poder aprovechar el caos

3 comentarios sobre “El equilibrio natural

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.